Los pronósticos de Bloomberg para 2018 en materia de energía

Como cada mes de enero, Bloomberg New Energy Finance (BNEF), la consultora del grupo Bloomberg en el ámbito de la energía, ha elaborado su pronóstico de lo que dará de sí el nuevo año en los asuntos energéticos.

Para BNEF la previsible continua caída en los costos de la energía solar y eólica, y de las baterías de iones de litio, significa que las oportunidades de mercado seguirán abriendo camino para la energía limpia, el almacenamiento y los vehículos eléctricos.

El análisis de BNEF sugiere que esta tendencia de reducción de costos se mantendrá en los próximos años, gracias a las economías de escala y las mejoras tecnológicas, aunque, añade, ninguna tendencia es una línea recta, dada la importancia del equilibrio oferta-demanda y el precio de los productos básicos.

El repunte de la economía mundial en los últimos meses también podría ser útil para la transición en energía y transporte, ya que ha impulsado los precios del petróleo y el carbón (y, en menor medida, el gas), inclinando la comparación competitiva un poco más hacia la eólica, solar y EVs.

Sin embargo, BNEF apunta un espacio para la preocupación en relación con algunos de los riesgos que se ciernen sobre el mundo en el arranque de 2018. Un riesgo particular es la coexistencia incómoda de los mercados financieros más boyantes durante más de una década con el potencial de un shock político o geopolítico: tal vez una colisión entre el presidente Donald Trump y Robert Mueller, el abogado especial que investiga la interferencia rusa en los Estados Unidos; un error de cálculo en la península de Corea; o un enfrentamiento militar entre Irán y Arabia Saudita…

Hay también un riesgo de mercado más convencional. Una economía mundial más saludable ha aumentado la probabilidad de endurecer las políticas monetarias no solo en los EEUU, sino también en Europa y Japón. Las tasas de interés a largo plazo han aumentado recientemente (el 10% en EEUU. Desde el 2% en septiembre a más del 2.5% en la actualidad) y un movimiento mayor en la misma dirección podría comenzar a afectar el costo del capital y, por lo tanto, la competitividad relativa de tecnologías de baja operación como eólica y solar.

Consultar y descargar «10 Predictions for 2018» de Bloomberg New Energy Finance

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *